martes, 17 de enero de 2012

Un mundo feliz

Estas fueron mis primeras vacaciones con IPad.
No sólo leí el libro “Un mundo feliz” de Aldous Huxley (en PDF); que leyeron mis hijos como parte del programa de Filosofía de Primero Medio; sino que estuve conectada a través de Facebook y mi correo electrónico. Leí muchos posteos y artículos;  y vi muchos videos interesantes. Sin descuidar, por cierto, el compartir con mi familia, los gratos paseos a la playa y días de ocio total.
Porque no hay nada que me haga más feliz que estar con mi esposo y mis hijos disfrutando de la naturaleza.
Esta vez no fuimos al sur (a nuestro Coñaripe, compañero de tantos veranos); porque mi esposo y un sobrino suyo, están abocados en un emprendimiento en El Quisco.
No sabía cómo retomar mis posteos porque hay tanto que quiero contar y a veces siento que me disperso en múltiples temas; pero recordando a mi amigo Carlos Saldías, que hace unos días en lugar de decirme “tanto tiempo que no la veo” me dijo “tanto tiempo que no la leo”, decidí partir por aquí.
Si no han leído el libro, se los recomiendo. Si lo leyeron en sus tiempos de estudiantes; les recomiendo que lo vuelvan a leer. Siendo de 1932 es notable que siga tan vigente; y, como me comentaba una amiga, es notable que las noticias de discriminación recién nos estén llamando la atención.
Dicen que este año nuestras mentes se abrirán a nuevos horizontes. Mucho tienen que ver las transformaciones que está sufriendo la tierra. Ello me hace mucho sentido; porque, como les he comentado a algunos; como seres humanos no estamos desconectados de ella; particularmente, en mis visitas al sur, el volcán Villarrica o toda esa tierra de volcanes me provoca una sensación de plenitud que me cuesta explicar. Físicamente me tocó observar cómo las baterías de los celulares se descargan en determinados lugares; lo cual por cierto debe tener efecto también en las personas.
Para que vayan abriendo la mente, les dejo esta nota que, a través de Facebook compartió mi amiga Rebeca Dominguez: ¡Viva el 2012! (y sin miedo) 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario